20 dic. 2019

RESEÑA: LA CAMPANA DE CRISTAL POR SYLVIA PLATH



Título: La campana de cristal
Título original: The bell jar
Autor/a: Sylvia Plath
Traductor: Eugenia Vásquez Nacarino
Páginas: 264
Año de publicación original: 1963
Esta es la historia de una chica que tiene todo lo que una joven puede desear en el Nueva York de los años cincuenta: una carrera prometedora, un pretendiente que estudia medicina y toda una vida por delante. Esther Greenwood ha ganado una beca para trabajar en una revista de moda en la gran ciudad y siente que por fin podrá realizar su sueño de ser escritora. Pero entre cócteles, noches de fiesta y pilas de manuscritos descubre una sociedad que repudia las aspiraciones de las mujeres y su vida empieza a desmoronarse. Esther -alter ego de la autora- se encierra en sí misma, como si estuviera atrapada en una campana de cristal: respirando continuamente el mismo aire viciado y sin posibilidad de escapar.

¡Hola lectores!

Es un placer volver a leernos hoy. En esta ocasión les traigo una reseña de un libro que en cuestiones de probabilidad es uno de los pendientes de muchas personas.
Publicado por primera vez bajo el seudónimo de Victoria Lucas, Sylvia Plath por excelencia es nuestra poeta confesional favorita. Retadora y pasional.

(Es inevitable escribir una reseña de este libro sin que se me escape algún spoiler, pido disculpas por ello).

Muchos expertos y conocedores de la obra de Plath, dicen que es un libro autobiográficoo semi-autobiográfico, casi que un diario o confesionario. Nos encontramos con Esther Greenwood, una mujer super inteligente, dedica y disciplinada, pero con mucho desdén y apatía por el mundo social. Esther, comienza a sentirse confinada en su campana de cristal, descubriendo que al final no solo ella se siente así, si no muchas personas más. 

(...)También recuerdo a Buddy Willard diciendo, con una seguridad siniestra, que una vez que me casara me sentiría diferente, que no iba a querer seguir escribiendo poemas. Entonces pensé que quizá fuera verdad, que cuando uno se casaba y tenía hijos era como un lavado de cerebro, y que después una iba por el mundo sedada como un esclavo en un estado totalitario.

En la campana de cristal, existen varios temas que se tocan claramente. Misoginia, feminismo puro,  depresión, obsesión, virginidad y sexualidad, incluyendo salud pública y sus problemas familiares.
Debo decir que la primer parte para mí no fue gran cosa (se me hizo sencilla), sin embargo es importante; se siente como una introducción en la cabeza de Esther y su comportamiento dentro de la sociedad, sin embargo podemos ver cómo se siente dentro de ello, la banalidad con la que ve el mundo y las relaciones sociales o sentimentales y  inconformismo como constante y del que ella misma se da cuenta. 

La gran importancia de la primera parte es la presión en la que se siente Esther, siente que no tiene ninguna ventaja por encima de su novio y que él las tiene todas.  Además de esto, ve cómo su novio puede tomar de forma de deliberada su sexualidad, mientras que ella se la pasa pensando en ello como si fuera inmoral. Duda del matrimonio y tiene fuerte aversión por éste y la maternidad. 

La segunda parte es pura intensidad, es el desplome físico y posteriormente mental de Esther. Hay infinidad de reflexiones sobre la vida y su estancamiento profesional. Descubre que hay cosas que siempre la van a limitar mientras la sociedad no cambie su estado desigualdad. No sufre solo como mujer si no por serlo, momento en el que intenta dejar a un lado el tabú frente a su sexualidad y es castigada por ello, por no hacerlo como debía, esta parte es fuerte porque se presenta como una alegoría dentro del relato.
Y entonces me pregunté si en cuanto empezara a gustarle se hundiría en la vulgaridad, y si en cuanto empezara a gustarle me le encontraría una pega tras otra...

De forma particular me ha gustado mucho la forma poética en la escribe la autora, me refiero a que se nota que es poeta a lo largo de todo el monólogo interior. Eso, en parte es lo que me parece más fascinante, describe de forma poética cosas duras, logra mezclar la historia con un poco de sarcasmo e ironía. Sin duda, Plath pudo habernos dejado más prosa y también hubiera destacado al igual que su poesía. El libro es una lucha interna, muy recomendado.

4/5


Sylvia Plath
(Estados Unidos, 1932-1963)


Poetisa y novelista estadounidense. Empezó a escribir poesía de niña, estudió en la Universidad de Smith y, gracias a una beca Fulbright, en la Cambridge. Su primer libro, El coloso (1960), puso en evidencia la meticulosidad de su oficio y un estilo muy personal. Ariel (1965) está considerado como su mejor libro de poemas que, al igual que su poesía posterior publicada después de su suicidio, refleja un ensimismamiento y una obsesión por la muerte crecientes. Poemas completos, que ganó el Premio Pulitzer en 1982, fue editado por su marido, el poeta británico Ted Hughes, en 1981. La campana de cristal (1963), novela que publicó con el seudónimo de Victoria Lewis, es el relato autobiográfico del colapso nervioso de una joven. Su correspondencia, Cartas a casa, 1950-1963, preparada por su madre y publicada en 1975, ayuda a comprender sus fuentes de inspiración y su desesperación. Otras obras, publicadas póstumamente, son Cruzando el agua (1971) y Arboles de invierno (1972), ambos libros de poesía, y Johnny Panic y la Biblia de sueños, libro de cuentos. En 1982 se publicaron sus Diarios.


¡Gracias por leerme!

3 comentarios:

  1. Hola! Tengo mega pendiente esta obra. Siempre me llamó la atención, pero viste cuando no llega el momento? Bueno, eso. Ya llegará.
    Gracias por tu reseña ♥
    Un beso y felices fiestas!

    ResponderEliminar
  2. Yo también tengo ganas de descubrir a Plath, de la que no he leído nada hasta el momento.
    Besos.

    ResponderEliminar

No te vayas sin dejar tu comentario aquí, me hacen muy feliz.

Devuelvo todos los comentarios y los sigo a todos. No es necesario dejar tu link aquí, yo te encuentro.

Si haces parte de la iniciativa seamos seguidores, puedes encontrar el banner de ella al lado derecho.

¡Que tengan las mejores lecturas!